10 de mayo de 2007

Entrevista a Miguel Ángel Gil en Telemadrid

Miguel Ángel Gil Marín, Consejero Delegado del Club Atlético de Madrid SAD, fue el invitado del programa 'El Círculo a Primera Hora', de Telemadrid, que presenta y dirige la periodista Ely del Valle. En este programa del miércoles 9 de mayo también acudieron los periodistas Tomás Roncero, del diario AS, y Carlos Carbajosa, del diario El Mundo del Siglo XXI.

En la entrevista se trataron diversos temas, desde lo que se juega el conjunto rojiblanco el domingo en Getafe y en la siguiente jornada frente al Barcelona, hasta el futuro del equipo y el posible cambio de estadio.

Para comenzar, el primer asunto que se trató fue el partido del próximo domingo en el Coliseum Alfonso Pérez de Getafe, subrayando Miguel Ángel Gil que "nos jugamos tres puntos. El Atlético de Madrid se fijó un objetivo a principio de temporada, consensuado con aficionados, técnico y jugadores, que es estar en una competición europea la temporada que viene. Estamos dentro del objetivo y no tengo ninguna duda de que se va a conseguir aún perdiendo en Getafe. La obligación del Atlético de Madrid, por calidad y sobre todo por el orgullo de los futbolistas, es ganar en Getafe. Y ganar sería dar un paso prácticamente definitivo. En cualquier caso, el fútbol está lleno de pasión y si se gana en Getafe habrá que pasar al siguiente partido, que tendrá mucho debate por la situación del Real Madrid. Desde mi punto de vista, como gestor, tienes que olvidarte de la pasión y pensar con racionalidad. Nuestro objetivo al principio de temporada era sumar pronto 60 puntos y estamos cerca de conseguirlo. Cuando nos enfrentemos al Barcelona no los tendremos, por lo que necesitamos sumar y ganarle".

Respecto a cómo se encuentra la plantilla tras las últimas derrotas cosechadas lejos del Calderón, Miguel Ángel Gil señaló que "de los últimos 9 puntos sólo hemos sumado uno, que es, evidentemente, algo muy malo, pero seguimos dentro del objetivo marcado. El ánimo de la plantilla está muyinfluenciado por el último resultado, pero creo que los jugadores son conscientes del crecimiento del Club, de su prestigio, de su ilusión y de su dinero, por lo que no tengo ninguna duda de que en los tres próximos partidos vamos a conseguir el objetivo".

En cuanto a si encuentra una explicación a lo que le ha sucedido al equipo en los últimos partidos, el Consejero Delegado rojiblanco indicó que "no es fácil ponerte en la cabeza de otras personas. Lo que sí es cierto es que no es igual trabajar en equipos pequeños, donde hay solidaridad, hambre, humildad... No hay presión externa ni por parte de los medios de comunicación ni por los aficionados. Pero cuando saltas a un equipo grande es imprescindible tener carácter. Y no todos los jugadores asimilan ese salto a un equipo grande desde el carácter, el orgullo y desde la percepción de que están en un Club grande. El Atlético de Madrid es, le guste a quien le guste o no, el tercer Club de este país, aunque es cierto que no somos el tercer equipo. Y esa diferencia entre el tercer Club y el tercer equipo hace que muchos jugadores estén peleando por estar a la par con el club. Una vez que terminaron todos los procedimientos judiciales, llevamos tres años con un Club en construcción y no se construye un equipo con rápidez sin excesivo dinero. Creo que el equipo va a estar terminado la próxima temporada y tendremos que pelear por el objetivo razonable de este Club, que es estar entre los cuatro primeros".

Pide paciencia y tiempo
Se le comentó que la construcción del equipo con demasiados fichajes en muy poco tiempo no ayuda a formarlo, reconociendo que "es cierto. Necesitamos paciencia, pero somos un Club con una gran exigencia en el que la paciencia no cabe. La paciencia es traer jugadores y ver con los que has acertado y no sólo en cuanto a talento, sino en forma de ser y en carácter. Y esos son los que se van quedando. Hace tres años trajimos muchos futbolistas y hay una base deportiva bastante buena. Si analizas la temporada 94-95, que fue mala, hay que recordar que el equipo llevaba cuatro años en construcción y al año siguiente, con muy poquitas cosas, se ganaron la Liga y la Copa. Ahora estamos en condiciones de poder ofrecer a nuestra masa social una plantilla, con lo que se está contratando de cara a la temporada que viene, de 14 ó 15 futbolistas de un nivel para el Atlético de Madrid. Pero un equipo no son sólo 14 ó 15 jugadores, sino en un equipo lo que tiene que primar es la solidaridad, la constancia, la confianza, la autoestima de los futbolistas y el orgullo de estar en un club como el Atlético de Madrid".

El debate del partido entre Atlético y Barcelona está en la calle. Se le preguntó al Consejero Delegado si la rivalidad con el Real Madrid llega a que el aficionado rojiblanco desee perder la UEFA con tal de que su eterno rival no gane la Liga, a lo que contestó que "hablo desde mi punto de vista de gestor, donde me olvido de la pasión y hablo desde la racionalidad. Al Atlético de Madrid le interesa, si no ganamos nosotros la Liga, que la gane el Barcelona. Es sencillo... Nosotros vivimos en la misma ciudad que el Real Madrid y simplemente por cuota de mercado y de información necesitamos que el Madrid no crezca mucho para que las distancias, en nuestra búsqueda de cuota de mercado y de información, cada vez sean más pequeñas. Y tampoco nos interesa que ganen la Liga Valencia o Sevilla porque se acercarían al tercer club del país. Por eso, y para este partido en concreto, nos tenemos que olvidar de eso y seguir pensando desde la racionalidad de que tenemos que conseguir nuestros objetivos y después que no lo consigan los demás. Por consiguiente, el Atlético está obligado a ganar al Barcelona a pesar de eso le pueda dar la Liga al Real Madrid. Los jugadores son conscientes de que necesitan puntos, por prestigio, por felicidad y por sus aficionados. Creo que la afición del Atlético de Madrid, por encima de todo, lo que quiere es que su equipo compita en Europa y si eso le da la Liga al Real Madrid, pues mala suerte".

Otra de las cuestiones que se le planteó a Miguel Ángel Gil es por qué no podía fichar el Atlético a uno o dos grandes jugadores por temporada como tercer club de España que es. La respuesta fue clara: "Los jugadores que han venido y que han ido rindiendo, siguen en el Atlético de Madrid. Hemos tenido ofertas importantes por jugadores como Maxi o Fernando Torres y se siguen quedando aquí. Este año ha venido Sergio Agüero como un jugador importante y que podía estar al nivel de cualquiera, pero hace falta paciencia. Es el primer año de adaptación de un chico tan joven como él. Requiere paciencia y aquí no se la dan. Los representantes, los medios de comunicación y los propios aficionados requieren que desde el primer año, con 18, sea Maradona y seguir siendo Maradona durante 10, y eso es imposible. Nosotros tenemos paciencia, no le exigimos más que compromiso y comportamiento, que es lo que le podemos pedir. A partir de ahí, el que cada año vengan uno, dos o tres jugadores importantes. Van a seguir viniendo. De hecho, estamos trabajando para la próxima temporada. El Atlético no puede hacer una inversión en un jugador de 40 ó 50 millones de euros y creo que no lo necesita. Si apostamos por Torres y Agüero no tiene sentido pensar en otro futbolista de nivel para que uno de estos dos no juegue. Nosotros estamos intentando conseguir un equipo, que sigue en construcción, y estará terminado no más allá de la próxima temporada para conseguir nuestros objetivos, que es estar entre los cuatro primeros".

Fichajes
Siguiendo con esta cuestión, el Consejero Delegado rojiblanco explicó que "la decisión de los fichajes es del Director Deportivo de acuerdo con el entrenador. Nosotros lo tenemos claro. Desde la época de Miguel Ángel Ruiz, luego Toni y ahora García Pitarch, es el Director Deportivo el que propone y lo único que intentamos tanto el Presidente como yo es que se alcance un consenso entre lo que propone la Dirección Deportiva y lo que necesita el entrenador".

Se le preguntó el dinero que tenía el Atlético para hacer fichajes. "No tenemos nada. El año pasado no teníamos nada e invertimos 43 millones de euros. Este año vamos a intentar retener a los jugadores importantes e invertir, se consiga o no el objetivo porque nosotros sí tenemos paciencia y confianza en los jugadores que hay", explicó Gil Marín.

Respecto a si se mueven maletines en partidos como el próximo Atlético-Barcelona, dijo que "se mueven en el mundo del fútbol, pero no en partidos como éste. No es una motivación concreta que a un jugador del Atlético de Madrid le puedan dar dinero, sino que es un problema de prestigio, de carácter y de ilusión".

Al Consejero Delegado rojiblanco se le recordó el Atlético de los años setenta, que tenía jugadores ganadores. Miguel Ángel Gil indicó que "nosotros estamos trayendo jugadores ganadores en sus equipos y hasta que el equipo disipe sus dudas y les haga sentirse fuertes y ganar la autoestima necesaria, vamos a seguir con este problema. Por eso necesitamos dar pasos, aunque sean pequeños, pero sólidos. Este año, sextos, y el año que viene, cuartos. Y que el propio jugador tenga la autoconfianza de que está en un club grande y que tiene un mínimo exigible que es participar en Europa. Para mí no es frustrante. Es evidente que todos queremos más, pero yo tengo la cabeza muy serena y una paciencia infinita. No sé si va a ser este año, el que viene o el siguiente, pero el Club está creciendo a nivel institucional, patrimonial, social y comercial, y me gustaría que, cuanto antes, a nivel deportivo nos pongamos a la altura del Atlético".

Se le recordó la figura de su padre, Jesús Gil y Gil, que en momentos como éstos habría entrado al vestuario para ver qué les pasaba a los jugadores. "Tengo la certeza de que eso no sirve absolutamente para nada, como los discursos en grupo, las comidas, etc. Igual que las charlas individuales. El que lo siente se mete una presión añadida y el que no está deseando que termine", subrayó el dirigente rojiblanco.

El técnico
Sobre Javier Aguirre, el Consejero Delegado afirmó que "ha demostrado en Osasuna que es un entrenador con personalidad, que ha hecho un equipo con personalidad y ha trabajado la estrategia. Todos los entrenadores quieren, primero, no perder. El Barcelona, que vosotros decís que jugaba tan bien, era el menos goleado porque trabajaba muy bien el aspecto defensivo".

Respecto a si una posible venta del Vicente Calderón acabaría con los problemas económicos del Atlético, Gil Marín puntualizó que "el Atlético lleva un tiempo en una situación permanente de quiero y no puedo. Somos grandes y tenemos la obligación de pelear con los grandes, pero no tenemos medios para pelear con los grandes y es una realidad. No podemos cargar una parte del presupuesto a la masa social porque está acostumbrada a pagar una cuota muy pequeña con respecto al presupuesto. Es cierto que ese tipo de operaciones, en contra de lo que algún malintencionado pueda querer vender, es signo de crecimiento. Nosotros no queremos vender nuestra casa, sino irnos a otra mejor. Y cuando vas a otra mejor, creces. Y si te vas a otra mejor, que significa un signo de crecimiento claro para el Club, obtienes además algún dinero para poder competir en lo deportivo, que es lo que, al fin y al cabo, todo el mundo quiere y así es más fácil competir con los grandes. Luego está la parte sentimental, pero por encima está la realidad, que es poder competir. El estadio del Bayern era histórico y se fue; el del Arsenal también y se fue; el de Wembley era histórico y se fue; Anfield es uno de los estadios con más tradición en el mundo del fútbol y se va; el del Valencia se va. Por otra parte, está en marcha una operación en Valladolid, en Sevilla, el Real Madrid con su Ciudad Deportiva. Al final este tipo de operaciones, si se hacen desde la transparencia, desde la comunicación y, sobre todo, buscando y consiguiendo el crecimiento patrimonial, histórico y deportivo del Club, tiene que ser bienvenida a la fuerza. Nuestro objetivo no es vender, sino cambiar de un estadio bueno a uno muy bueno".

Estadio
Sobre si sería el cambio a La Peineta, dijo que "ahora es absurdo hablar. Primero tiene que haber un proceso electoral, después una toma de posesión del nuevo equipo de gobierno y después ver si ellos están interesados en que nos movamos. Nosotros ya hemos manifestado que sí y nos sentaremos siempre que se cumpla esa premisa de pasar de un estadio en propiedad a otro en propiedad y mejor, además de un dinero que nos sirva para competir. Nuestra obligación, como gestores, es intentarlo. La ciudad quiere, porque le interesa, terminar de consolidar una obra muy importante que se está llevando a cabo en el barrio imperial de Madrid; no sólo es el soterramiento de la M-30, sino la atención de zonas verdes y mejorar el tránsito por debajo de un edificio como el nuestro por el que pasan más de 200.000 vehículos al día y si nos movemos de ahí, los aprovechamientos urbanísticos de la zona permitirá no sólo construir un estadio, sino que el Club pueda tener un dinero que le permita competir".

En relación a cuánto vale el Vicente Calderón, apuntó Gil Marín que "tiene que dar, y eso depende exclusivamente del equipo de gobierno, para construir un estadio mejor y obtener algún tipo de dinero que nos permita competir. Y si no da para ello, evidentemente que no se produciría ningún cambio".

Se le preguntó a Miguel Ángel Gil si lo mejor para Fernando Torres es marcharse del Atlético, a lo que contestó que "en la medida en que los dos sigamos tranquilos, contentos con la relación Atlético-jugador, no va a haber cambios. Fernando es respetado, querido por toda la gente del Atlético de Madrid y en ningún sitio se va a encontrar tan valorado y tan querido como aquí. Analiza el promedio de goles de este jugador con otros grandes jugadores como Drogba o Gilardino. No todos han hecho un promedio como Fernando de más de 15 goles por temporada en los últimos cinco años. Una cosa es el rendimiento internacional y otra es su realidad y sus números, al margen de su contrato, puesto que es un jugador muy bien valorado. Aquí, con todo lo que la gente dice, está en un promedio muy superior al de los delanteros más valorados de Europa".

Otro de los nombres que salieron a colación fue el del Kun Agüero, subrayando que "la expectativa sobre el Kun la creáis los propios medios de comunicación. Entendemos que es un muy buen futbolista que está en desarrollo y formación, que tiene 18 años y viene de un fútbol distinto, que le ha cambiado la vida a él y a su familia por completo y que necesita un período de adaptación de no menos de dos años. Ronaldinho lleva cuatro años en España y este jugador lleva seis meses aquí. El jugador va a crecer. La idea que tenemos es que va a ser lo que esperamos que tiene que llegar a ser en no menos de dos temporadas".

Se volvió a hablar de paciencia y el Consejero Delegado apuntó que "apostaría por decir que el 90 por ciento de los jugadores de esta temporada seguirán la que viene, se consiga el objetivo o no. Soy muy cabezota, creo en los jugadores y seguro que el orgullo va a salir. No tengo dudas de que va a seguir el míster y que van a seguir el 90 por ciento de los jugadores, se consiga el objetivo o no, porque es la única posibilidad que tenemos de conseguir algo a medio plazo algo. Lo que no podemos es seguir en construcción con nueve futbolistas nuevos cada año. Ahora hay una base buena y con tres o cuatro futbolistas nuevos podemos pelear por conseguir objetivos superiores; y si no lo conseguimos lo intentaremos otro año. No vamos a cambiar".

Para acabar, el reciente estudio sobre la 'marca Atlético de Madrid' también salió a colación en la conversación, comentando Miguel Ángel Gil que "hicimos el estudio pensando en el objetivo del Club, doblar en dos años el presupuesto de ingresos en las tres 'patas' que viene a tener un club de fútbol en este capítulo: derechos audiovisuales, competiciones y patrocinios y publicidad. Y lo hemos hecho pensando en la tercera 'pata', patrocinios y publicidad, porque en derechos audiovisuales hemos llegado a un acuerdo con esta casa, Telemadrid, muy satisfactorio para los próximos siete años. En competición vamos a estar doblando los ingresos en cuanto entremos en competición europea. Y en el capítulo de patrocinio era necesario tener una herramienta de trabajo para poder ofrecer a nuestros patrocinadores nuestra realidad. El Atlético de Madrid es una marca neutra, que no ofrece rechazo en ninguna parte del país, que es de ámbito estatal, no regional, y que marca muy bien la filosofía y la idiosincrasia de los aficionados".

--
Un saludo.

Tomi. Gruppo Baramba.

http://www.cronicasdeltomi.blogspot.com/

UNA JORNADA MÁS, UNA TORTURA MENOS

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

MAREANDO LA PERDIZ: "Desesperado"

Your Ad Here
FD12853D-b4b758962f17808746e9bb832a6fa4b8