25 de septiembre de 2014

Almería 0 - Atleti 1. Puntos de oro.


Tras el tropiezo frente al equipo vigués, lo mal que se nos da ese campo y lo que se nos avecina en el futuro, los 3 puntos de ayer eran sencillamente básicos, e importantísimos. Y los conseguimos, jugando el equipo un partido en líneas generales aceptable,  tirando a bueno. Francamente, el Almería no tuvo ni una ocasión medianamente clara que llevarse a la boca, es decir, atrás se recuperó la firmeza habitual, con un siempre seguro y dominante Moya, y el equipo controló la situación sin excesivos apuros.

A los 7 minutos ya nos pudimos adelantar en el marcador, con un remate espléndido de Godín de cabeza tras, cómo no, penalti-córner, que Rubén respondió con una gran parada de reflejos. Francamente, yo canté el gol y todo, pero …

Cuatro minutos más tarde era Griezmann el que se plantaba solo ante Rubén tras gran asistencia de Koke pero el linierucho de turno empezó  a hacer de las suyas  y señaló un fuera de juego inexistente.

En los primeros 20 minutos el Atleti dominó pero al ritmo al que uno le da vueltas a un chocolatito espeso tranquilamente en una mañana de domingo mientras  termina de desperezarse. Los siguiente 25 mejoró la cosa, dándole más ritmo al juego.

A los 29 minutos, Tiago probó fortuna desde fuera del área y el palomitero Rubén salió en la foto muy guapo, luciéndose con una mano y desviando a penalti-córner. Sobre el 40, turno para Raúl García y Rubén se luce de nuevo. Así transcurrierons las cosas hasta que el árbitro decide pitar el descanso unos instantes antes de cumplirse el 45 (inaudito, ver para creer). En fin.

En la segunda hubo una circunstancia que hizo que el equipo ganase en profundidad y diese un paso aún más adelante en pos de la victoria. La entrada de Saúl, que fue determinante.

Ya en el 50 un menos brillante Griezmann que en anteriores partidos (sigue sin completar un partido jugando los noventa minutos el chaval, por cierto) se planta de nuevo solo ante Rubén, pero al final se termina haciéndose un pequeño lío y la ocasión se nos marcha al limbo. Cuatro minutos más tarde, el propio Saúl era el que se plantaba solo pero veía frustrada la misma por la puta incompetencia del linier del turno de nuevo, que se convirtió en el mejor defensa almeriense del encuentro. Impotencia, aunque el dominio era total y aplastante por parte del Atleti, y la cosa  pintaba bien.

Por fin, en el 59, el ansiado tanto de esa conexión letal que son Koke-Miranda en un saque de esquina (o penalti-córner, como ya nos chana decir a  los Atléticos). El canterano la puso como los ángeles, el brasileño se desmarcó magistralmente y remachó con rabia de certero y potente testarazo. La cosa estaba vista para sentencia.

Al final pudimos y debimos ganar por más diferencia de tantos, porque el equipo siguió creando  situaciones de gol, pero ni Arda ni Cerci tuvieron la mentalidad de killer que tiene nuestro Miranda o nuestro Godín para terminar de ejecutarlas. No importa, el equipo dominó, controló, generó ocasiones de juego y jugó, sin grandes alardes ni florituras, un buen partido de fútbol. Satisfecho, pues, con el trabajo final de la muchachada.

EL CRACK DEL PARTIDO: Miranda, que ya es pichichi del equipo, en dura pugna con Godín,  y Saúl, que estuvo espléndido y que, como bien os anticipe en anteriores crónicas, puede terminar de comerle la tostada a Mario Suárez a poco que este no espabile. Ayer el chaval dio empaque, fuerza y ambición y contagió al equipo de su juego. Muy buenos minutos.

LA DECEPCIÓN DEL ENCUENTRO: Esta vez lo dejo vacío. Podía ocupar la misma Griezmann que  ayer estuvo entre apagadillo y tímido, pero es mi ojito derecho y no me sale el guano el ponerle, qué pasa. Por cierto, que nuestro capi descansó, y nos vendrá muy bien para lo que viene (espero que no ande metido en no sé qué lio que he leído por ahí de un partido entre el Levante y el Zaragoza y que creo recordar que anotó los dos tantos que dieron a la salvación a los maños, uno de falta directa).

ÁRBITRO: Gil Manzano. Obviamente, de esa explosiva combinación de personajes no puede salir nada bueno.  Aparte de los 2 fueras de juegos que nos señaló completamente inexistentes, el menda yo no sé la cuenta de amarillas que sacó, en un partido que tuvo de duro lo que yo de vikingo. Lamentable, tirando a esperpéntico.

TERMÓMETRO ROJIBLANCO (+ 4 GRADOS).
¡Qué guay! Recuperados los graditos del día del Celta, pues. Además, esos campos  con un ambiente tan frío  no se nos dan nada bien.

Ahora, agárrense, que vienen curvas. El sábado, en nuestro día de las peñas, viene el Sevilla, al cual estuve viendo ayer y en líneas generales me gustó bastante, aunque ya sabemos que los equipos de Emery fuera de casa bajan un poco. El año pasado nos arrancaron un empatito, pero eso ya no cuenta. Además, para este partido ya vuelve a estar el Cholo en la banda dirigiendo a la chavalería, y eso me deja de un tranquilo (gracias, Mono, por tu currele). ¡A por ellos!

5 comentarios:

VJAC dijo...

Me gustó Raúl García. Le pueden poner de nueve, que el chico lo intenta y tira entre los tres palos, al final alguna acabará entrando.

A Cerci no le veo totalmente integrado en el equipo aún, aunque quizá debería decir que no le pasan la p*** bola, pero creo que es un recurso muy importante y que cada vez lo va a ser más.

Lo de los centrales es tema aparte, si siguen sin encajar y anotando habría que pagarles como a delanteros, jejeje.

A Mario hay partidos que con estar despierto se le come la tostada...

Paul Marble dijo...

Parece que hemos vuelto a la normalidad; esto es, control total del juego. Anoche hicimos cuatro o cinco ocasiones muy claras ante un rival que no creó ni una.
Muy riguroso el árbitro con nosotros: salvo la tarjeta a Arda y la de Godín el resto me parecieron injustas. Las de Siqueira y Mario fueron el colmo.
El sábado partido de los gordos en el Calderón.
Un abrazo y ¡FORZA ATLETI SIEMPRE!

Anónimo dijo...

ayer la cosa mejoro, sobretodo en defena. siqueira no pierde el sitio tanto como ansaldi, y eso se nota. aunque reconozco que me esta encantando ansaldi, y si sube tanto sera porque se lo dicen desde el banquillo.
En cuanto al italiano, no le veo esa velocidad que nos decian por ningun lado, solo le veo constantemente colocarse la diadema y ir andando a defender. a este no se le puede pitar, porque como nos lo han vendido como estrella, tenemos que echarle la culpa a que no ha hecho pretemporada. en fin, todos sabemos como funciona este circo del futbol.

VJAC dijo...

Lo que no todos sabemos es escribir.

Ale Cerci alé alé!!

Anónimo dijo...

Escribir no sabré, pero de fútbol entiendo algo mas que tu.Ya ves tu italiano no va ni convocado contra el sevilla

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

MAREANDO LA PERDIZ: "Desesperado"

Your Ad Here
FD12853D-b4b758962f17808746e9bb832a6fa4b8