28 de mayo de 2007

Nastic 0 - Atleti 2. No hay quien pueda con Fernando Torres.

Su fe es inquebrantable. Su amor por sus colores está fuera de toda duda. Su orgullo es incontestable. Su entrega es infatigable. Su eficacia, cada vez más destacable. Su concentración, constante.

Ayer aprovechó el buen hacer de Maxi en la media punta y aprovechó también la brillante asistencia del argentino para batir con suficiencia a Rubén. Era el 0-1 frente a un Nastic que ya se sabía en segunda División, pero que, en mi humilde opinión, dio la cara en todo momento y cayó muy dignamente ante nosotros. De hecho, tuvo varias ocasiones claras de batir la portería de Leo Franco que estás en los cielos, pero el argentino, que ayer reapareció de su misteriosa lesión, lo realizó en su mejor versión, realizando 3-4 paradas extraordinarias.

Al comienzo de la segunda parte aparece de nuevo Maxi como protagonista, al que le hacen un penalti incontestable que se encarga de transformar Fernando Torres de nuevo, pasándose por los cojones toda la presión que pudiera soportar tras su tortura esta temporada con los dichosos penaltitos. 0-2, y el partido se acabó. El Atleti se limitó a controlar la situación con más o menos (más bien menos) brillantez, y el Nastic intentó en todo momento no perder la cara a la meta de Leo Franco, pero la losa de ser ya un equipo de segunda, probablemente, les pudo ya demasiado.

Tras el bochorno del 0-6 y la victoria del Vila-Real el pasado sábado, tenía yo mis serias dudas sobre el comportamiento de los lindos muchachitos. Esta vez, al menos, cumplieron. Veremos en lo que queda ...

EL CRACK DEL PARTIDO: Eller. Estuvo soberbio durante todo el encuentro de central y arregló un montón de desaguisados que organizó el puto tísico del Pernía. ¿Fernando Torres? Éste está siempre por definición de la palabra crack. El crack es siempre él y luego otro. No lo miento ya por redundante.

LA DECEPCIÓN DEL PARTIDO: Makukula. Si las pocas oportunidades que le dan las aprovecha el colega para autoexpulsarse, mal camino lleva en lo poco que parece ya que le queda de fútbol.

TERMÓMETRO ROJIBLANCO (+4). Pobrísima la temperatura que tenemos, no nos engañemos. Estamos en pleno invierno. El vergonzante 0-6 de la semana pasada tardará mucho tiempo en cicatrizarme. Todavía lo tengo en la cabeza. Este equipo es descorazonador. Pero mientras Fernando Torres se empeñe en todo lo contrario, yo le pienso apoyar mientras él no desista. Porque un Atlético jamás se rinde. Y él me demuestra que no lo es menos que nosotros.




--
Un saludo.

Tomi. Gruppo Baramba.

http://www.cronicasdeltomi.blogspot.com/

NADA QUE DECIR

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

MAREANDO LA PERDIZ: "Desesperado"

Your Ad Here
FD12853D-b4b758962f17808746e9bb832a6fa4b8